12/10/2019 - 15:46

El arzobispo simbólico de Telde, nuevo nuncio apostólico para Cuba

Monseñor Giampiero Gloder ha sido designado como representante diplomático de la Santa Sede en la isla caribeña

El arzobispo simbólico de Telde, nuevo nuncio apostólico para Cuba
Giampiero Gloder, arzobispo de Telde (Foto TA)

TELDEACTUALIDAD
Telde.- Monseñor Giampiero Gloder, el prelado, diplomático y teólogo italiano sobre el que desde 2013 recae la titularidad, a modo honorífico y meramente simbólico, del histórico Arzobispado de Telde ha sido nombrado por el papa Francisco como nuncio apostólico para Cuba.

 

Gloder, que nació en 1958 en la localidad italiana de Asiago, fue ordenado sacerdote el 4 de junio de 1983, quedando incardinado en el clero de la Diócesis de Padua. En 1990 se licenció en Derecho Canónico en la Universidad Pontificia San Tommaso d'Aquino y en 1992, obtuvo un doctorado en teología dogmática en la Universidad Pontificia Gregoriana.

 

Tras ingresar en el servicio diplomático de la Santa Sede, su primera misión fue en la nunciatura en Guatemala. En 1995 fue llamado de regreso al Vaticano para trabajar en la Sección de Asuntos Generales de la Secretaría de Estado. Y el 21 de septiembre de 2013 fue nombrado Presidente de la Pontificia Academia Eclesiástica. Además, ese año también recibió la ordenación episcopal después de asumir el Arzobispado de Telde

 

Un título, este último, vacante durante más de 600 años y que ahora ejerce con carácter simbólico monseñor Giampiero Gloder, ya que el histórico Obispado de Telde (el primero que se estableció en Canarias) como tal hoy está considerado extinto.

 

El prelado italiano, de 61 años de edad, ejercerá ahora como representante diplomático de la Santa Sede en la isla caribeña, unas relaciones que precisamente en 2020 cumplirán 85 años.

 

Comentarios

  • Rafael Hernandez
    13/10/2019 - 13:16

    Telde no fue arzobispado, sino obispado.

    4
    0
  • Jose Ramon Pérez
    13/10/2019 - 10:23

    Pues si el arzobispo de Telde es un cargo simbólico, el de nuncio católico de Cuba no lo es menos. Ya que si un obispo no puedo regir donde no existe diócesis, tampoco puede un enviado del Vaticano actuar donde no hay fieles que profesen sus creencias en total libertad. Un completo absurdo.

    0
    0

Enviar Comentario

X