martes, 05 de julio de 2022Director: Carmelo J. OjedaISSN 1885-5636
teldeactualidad
PORTADA > Política
Política -06/06/2021 - Actualizada a las 08:26

Luces y sombras de los dos primeros años del primer pacto con Alcaldía compartida de Telde

Héctor Suárez deja el próximo jueves la presidencia de la Corporación local
Luces y sombras de los dos  primeros años del  primer pacto con Alcaldía compartida de Telde
Héctor Suárez y Carmen Hernández el 15 de junio de 2019 cuando tomó posesión la actual Corporación/TA.

TELDEACTUALIDAD

Telde.- De ser solo el tercer candidato más votado a solventar con cintura, a pesar de varios puntos negros, una de las etapas más intensas que ha vivido Telde en los últimos años.

 

La llegada a la alcaldía de Héctor Suárez hace dos años supuso uno de los movimientos más sonados de las elecciones locales de 2019. Cuando se daba por hecho que Alejandro Ramos (PSOE) sucedería a Carmen Hernández con el apoyo de CC, un movimiento a última hora de NC por no perder el poder y aprovechando la autonomía que le daba ser la fuerza con más votos forzó el inesperado pacto entre los nacionalistas y la primera alcaldía compartida en la historia del municipio.

 

Y la convivencia, al menos de puertas para fuera, ha sido pacífica. A pesar de la inclusión en el Grupo de Gobierno del partido Más Por Telde que dirige Juan Francisco Artiles, figura que ha protagonizado mil y una confrontaciones con la futura alcaldesa, y de los vaticinios de futuros incendios dentro del atípico grupo de Gobierno, en estos 730 días se ha logrado transmitir una imagen de unidad que se ha materializado en éxitos políticos por los que la ciudad llevaba años, incluso décadas, esperando.

 

Suárez renunciará este jueves al bastón de mando con la satisfacción de haber estado al frente de la Corporación en la etapa en la que se dijo adiós, después de ocho años de encorsetamiento infernal, al plan de ajuste con la liquidación de la deuda en tiempo récord, según publica Canarias7 en crónica de Ronald Ramírez.

 

También fue el primero en sentarse en el sillón de la alcaldía de las nuevas oficinas municipales, y ha visto con orgullo cómo empezaba el ambicioso proyecto del Corredor Paisajístico que impulsó en su etapa al frente de la Dirección General de Infraestructuras Turísticas.

 

La reapertura de las escuelas infantiles o el arreglo integral de los envejecidos CEIPs del municipio también quedarán en su haber en una legislatura que si bien se ha aprovechado del trabajo anterior para rubricar estos tantos que ahora se le adjudican, también se ha encontrado con retos tan impensados como titánicos.

 

Empezando por una crisis mundial de la que Telde, como ninguna localidad del país, escapó, como la pandemia que trajo la covid-19. Aunque por fortuna -o por el buen hacer de las autoridades competentes- la incidencia en la ciudad fue escasa en comparación con otros grandes municipios e, incluso, destacó por encima del resto en lo que a cultura se refiere ofreciendo una programación online que se convirtió en referente y apoyando a los artistas locales como pocos ayuntamientos hicieron.

 

Pero es que desde un primer momento, Suárez tuvo que ir sorteando obstáculos, como el cese de su mujer, la ahora consejera de la oposición en el Cabildo, Gloria Cabrera, en su recién iniciada etapa como alcalde, o el trágico fallecimiento del pequeño Abimael en las fiestas de San Juan.

 

Esto nada más empezar, pero también se le cargarán en la mochila del debe el cierre del polideportivo Paco Artiles y del albergue para sintechos en Jinámar, el empeoramiento del servicio de limpieza de la ciudad tras el cambio de adjudicataria o la no apertura del complejo deportivo de La Barranquera por la ausencia de electrificación en el cementerio que sigue siendo Arauz.

 

Problemas que ahora hereda Carmen Hernández en los dos años que restan de esta legislatura, la primera compartida en Telde, que deberá significar la recuperación de las profundas marcas económicas y sociales que dejó el virus, ayudada por el fortalecimiento del músculo financiero que ofrecen las cuentas saneadas de una ciudad que hasta hace no mucho poseía el triste honor de liderar el ranking de municipios más endeudados del país.

 

Éxitos y fracasos

►Pago de la deuda

Adiós al encorsetamiento financiero del plan de ajuste con una liquidación récord.

 

►Nuevo Ayuntamiento

Las nuevas dependencias municipales ya están en uso después de años de espera.

 

►Corredor Paisajístico

En marcha las obras de la gran avenida peatonal que unirá la cumbre y el mar.

 

►Cierre del Paco Artiles

La falta de acuerdo con Lude deja a 46 trabajadores del polideportivo en la calle.

 

►Recogida de residuos

El cambio de adjudicataria ha provocado un empeoramiento del servicio.

 

►Personas sin hogar

El cierre del albergue para sintechos dejó a personas en riesgo desamparadas.