30/01/2020 - 18:09

La ampliación del Lidl de Jinámar no tendrá que esperar al nuevo Plan General de Ordenación

El voto de calidad del alcalde decide una ajustadísima votación

La ampliación del Lidl de Jinámar no tendrá que esperar al nuevo Plan General de Ordenación
Imagen del supermercado de la cadena alemana Lidl en el Valle de Jinámar (Foto Google Maps)

DANIEL OJEDA
Telde.- A la espera de que se apruebe el futuro Plan General de Ordenación (PGO) de Telde, el Gobierno local ha decidido impulsar en esta nueva etapa algunos de los proyectos que desde hace años aguardaban en la Concejalía de Urbanismo. Uno de ellos el convenio que se aprobaba este jueves para que el Gobierno de Canarias haga de órgano ambiental en la modificación urbanística que se requiere para que Lidl pueda ampliar horizontalmente la superficie de su hipermercado en el Valle de Jinámar, una obra que logró la preceptiva licencia municipal hace ya más de un año, en octubre de 2018.

 

El expediente –un acuerdo por el que se encomienda a la Consejería de Política Territorial y Sostenibilidad del Gobierno de Canarias que informe sobre la evaluación ambiental estratégica para la modificación del ámbito del Valle de Jinámar en su Sector G y reparcelación número 896– salió adelante por los pelos, después de un empate técnico (13 a 13). Fue el voto de calidad del alcalde, dada la ausencia de la concejala Minerva Alonso y el posicionamiento en contra de PSOE, Ciuca, Podemos y Partido Popular, lo que dirimió la votación en favor del grupo de gobierno (Nueva Canarias, Coalición Canaria y Más por Telde).

 

Y eso que, en palabras de la responsable de Urbanismo, la concejala Lidia Mejías (CC), se trataba de una cuestión "meramente formal y procedimental" supeditado por el cambio en la Alcaldía, para facultar al ahora regidor Héctor Suárez en detrimento de su antecesora Carmen Hernández.

 

Pero aún así, el asunto despertó cierto recelo en la oposición. Desde Ciuca, Juan Antonio Peña preguntó si la parcela estaba catalogada como Suelo Urbano Consolidado, cuestión que Mejías no llegó a aclarar.

 

Y desde el PSOE, Soledad Hernández recriminó que no se incluyera un convenio urbanístico con el aprovechamiento del suelo al que tendrá derecho el Ayuntamiento. También que se recurra al Gobierno de Canarias para que ejerza como órgano ambiental y no al Cabildo (como así se acordara en el Pleno anterior), y que se tramite esta modificación puntual en vez de centrar todos los esfuerzos técnicos, jurídicos y económicos en el PGO en ciernes. "No entendemos mucho este cambio de criterio", espetó la socialista.

 

Tanto Lidia Mejías como el propio alcalde Héctor Suárez salieron al paso asegurando que en su día se había decidido descargar esta tarea en el Gobierno regional y no en el Cabildo, y que el criterio de ambas instituciones sería el mismo. Además, añadieron que el expediente cuenta con todos los informes técnicos favorables y que el aprovechamiento del suelo ya se determinará más adelante. 

 

"Es una cuestión de seguridad jurídica y legalidad. Ya se había aprobado el expediente y ahora llegó el borrador del convenio, para lo que hace falta la firma del alcalde", expuso la responsable de Urbanismo.

 

Así las cosas, y dado que a su entender el gobierno no había despejado las dudas de sus compañeros de bancada, la popular Sonsoles Martín se unió al resto de grupos de la oposición y anunció el voto en contra del PP.

 

Enviar Comentario

X