21/05/2017 - 10:35

El Palacio de la Cultura de Arnao, de mayor escenario de Canarias a palomar 

Un proyecto faraónico en el esqueleto ●  La estrella del puzle que transformaría Los Llanos se ha tragado 14 millones de euros y no ve un obrero desde 2009 ● El parquin de 1.028 plazas se quedó a medias 

El Palacio de la Cultura de Arnao, de mayor escenario de Canarias a palomar 

TELDEACTUALIDAD
Telde.- Hace ahora 20 años, en 1997, el Consistorio de Telde encargó la redacción del proyecto del Palacio de la Cultura y las Artes, un edificio faraónico para dotar a la segunda ciudad de Gran Canaria de un escenario de postín del que puso la primera piedra arrancando el siglo XXI, en marzo de 2000. Allí se han enterrado 14 millones de euros y no se ha hecho ni la mitad. Desde 2009 no se mueve un ladrillo en este coloso en huesos, un palomar ocupado por indigentes. 

 

Según recoge en su edición de este domingo el rotativo Canarias7, en una información del periodista Jesús Quesada, era la estrella de un puzle de varias piezas. Sobre una de las dos plazas del conjunto, acogería un auditorio apto para cualquier montaje y un centro cultural. Al lado, con igual acabado exterior tendría un hermanito, un multicines y centro de ocio. Debajo, un aparcamiento subterráneo con 1.028 plazas en tres plantas y un supermercado. El Palacio lo haría y lo gestionaría el Ayuntamiento con fondos propios y de otras administraciones; la iniciativa privada construiría y explotaría el cine y el parquin mediante concesiones administrativas. Ese era el plan. 
 
Solo el multicines se terminó, tras una inversión de 7 millones. Abrió sus siete salas varios años, pero acabó fundiéndolas a negro por falta de cinéfilos. El entorno, propio del cine bélico, no resultaba atractivo. La empresa que cogió el aparcamiento quebró dejando a medias las obras y el Palacio fue creciendo, un mandato sí y otro no, hasta quedarse sin padrinos. 

 

El esqueleto es llamativo. En el corazón de Los Llanos resalta como un Goliat pretencioso rodeado de dejadez, pintadas, hierros, escombros y vallas rotas por las que se cuela quien quiera. En su interior, colchones desvencijados en los camerinos, andamios, excrementos,... 

 

El teatro ideado tendría 1.600 localidades (500 más que el del Teatro Pérez Galdós) y el escenario sería una estructura móvil de 687 metros cuadrados de superficie, la mayor de Canarias y una de las más grandes de Europa. Por si aún así se quedaba chico el foso de la orquesta era elevable para ampliarlo. Ocuparía la parte superior. La inferior acogería un centro cultural de 2.300 metros cuadrados, al nivel de la plaza, con salas de exposiciones, biblioteca y varias aulas. 

 

La obra ha bailado la yenka al ritmo de los cambios de gobierno municipal. Daba un paso para adelante si era alcalde Francisco Santiago (primero con CC y luego con NC) y dos para atrás, con paralización y replanteamiento del proyecto, cuando el bastón de mando caía en manos del PP y de Ciuca, sin y con CC. Se congeló tras los comicios de 2003, se retomó después de las votaciones de 2007 y entró en coma superadas las elecciones de 2011. En 2015 se auguraba otro empujón, prometido por la actual alcaldesa, Carmen Hernández (NC), pero se ha quedado en promesas. 

 

Un enorme saco sin fondo, un cine judicializado y un parquin peligroso 
Un saco sin fondo y cada día más roto que iba a costar 9 millones de euros y que, gastados ya 14, todavía necesita 20 para terminarlo. En eso se ha convertido el Palacio de la Cultura y las Artes de Telde, la enorme mole desnuda pero con sombrero que preside el paisaje urbano de Los Llanos, un sueño de hormigón que se enfermó mientras crecía y al que la crisis le dio una estocada mortal que ha impedido que se haga realidad. 

 

Ideado a la vez que el Auditorio Adán Martín de Santa Cruz de Tenerife, el Gobierno canario se comprometió al nacer a alimentarlo con 9 millones de euros hasta 2010, pero solo puso un tercio hasta que en 2009 llegaron los recortes. Antes ya se había visto salpicado por el caso Faycán a través de una de sus constructoras (Mazotti). 

 

Levantado su esqueleto entre 2000 y 2003, al Gobierno de PP y Ciuca le resultó un capricho muy caro y barajó su reconversión en oficinas municipales 15.000 firmas en defensa del proyecto original frenaron la metamorfosis. 

 

En 2007 Santiago quiso retomar la obra cuando había estallado la crisis y buscando fondos para darle otro empujón se le fue el mandato. 


En 2011 PP y Ciuca le arrebataron de nuevo la Alcaldía, ahora con CC, y prometieron buscar una salida para el coloso de Los Llanos mediante un concurso internacional de ideas, primero, y un posterior referéndum popular para escoger la mejor. Jamás lo hicieron. 

 

Mientras, el negocio del multicines había abierto y fracasado tras una millonaria inversión de la concesionaria, que ha demandado al Ayuntamiento por haber incumplido su parte del contra- to, acabar el Palacio de la Cultura, el aparcamiento y las plazas públicas. El mandato pasado llegó a un acuerdo con el Consistorio para retirar el pleito a cambio de 6 millones, pero el Gobierno municipal se arrepintió días después del trato. 

 

No le va mejor al aparcamiento, una especie de túnel minado que constituye un auténtico peligro para la seguridad de los viandantes. Años después de que la concesionaria entrara en quiebra, en 2013 el Ayuntamiento recuperó la propiedad, pero no ha invertido un euro en ese espacio desde entonces.  Por ahí, precisamente, quiere empezar a acabar el puzle que comenzó en el año 2000, con dinero del Fondo de Desarrollo de Canarias (FDCAN). 

 

El garaje y el súper, metas municipales hasta 2019 
El Ayuntamiento de Telde no ha invertido ni va a invertir a lo largo de este mandato ni un euro más en la terminación del Palacio de la Cultura, según fuentes del Gobierno municipal, que centrará sus esfuerzos en intentar acabar y poner en servicio el aparcamiento subterráneo asociado a esta dotación, el supermercado que incluye y la plaza situada encima. 

 

Para ello, inyectará en ese rincón de la zona cero unos 3 millones de euros procedentes del Fondo de Desarrollo de Canarias (FDCAN) de los ejercicios 2018 y 2019 con la intención de que una concesionaria se encargue después de la explotación. El aparcamiento, tras la quiebra de la primera concesionaria, fue recuperado por el Ayuntamiento en el año 2013. 

 

La alcaldesa, Carmen Hernández (NC), que no ha hecho declaraciones a CANARIAS7, defendió durante la campaña electoral del año 2015 la finalización de las obras del Palacio, con un coste estimado de 20 millones, de cara a su reconversión en «fábrica de creación de las artes performativas de Gran Canaria» en la que empresas culturales del teatro, la danza, la música y el circo produjeran sus espectáculos. La financiación, decía entonces, saldría del Cabildo y de los gobiernos canario y central. 

 

Proponía también que sirviera de sede de la Escuela de Danza de Gran Canaria y no descartaba una gestión mixta y hasta el alquiler de las instalaciones para eventos y reuniones de empresa. 

 

La negociación que estaban abiertas con la concesionaria de los multicines Telde, cerrados desde 2011, se ha roto ante la falta de avances y la insuficiente oferta del Consistorio. Si los tribunales dan la razón a la empresa que construyó ese lugar de ocio a cambio de su posterior explotación, las arcas municipales tendrán que abonar unos 12 millones por el fracaso del negocio. 

 

Inversiones interruptus
El proyecto y el solar (1997): El Gobierno municipal presidido por Francisco Santiago (entonces CC) encarga la redacción del proyecto y tras valorar varias opciones se decanta por construir el Palacio de la Cultura en un solar del Ayuntamiento en Arnao. 

 

 Primera fase y piedra (2000): El 1 de marzo se coloca la primera piedra de la primera fase de la obra, adjudicada a Dragados por 369 millones de pesetas y 8 meses de ejecución. Un viejo inmueble dificulta la obra y quien allí vi- ve rechaza un desalojo pactado. 

 

Segunda y última fase (2001): El Ayuntamiento contrata la segunda y en principio ultima fase de las obras con ACS por 575 millones de pesetas. Se acabaría en 2002. El Cabildo pone dinero y existe un convenio de financiación con el Gobierno canario. 

 

La cúpula y el primer freno (2003): En enero se empiezan a colocar las vigas de la cubierta, algunas de 16 toneladas. Son 11 en total y soportarán el sombrero que jalona el edificio. Luego, el nuevo gobierno de PP y Ciuca suspende la obra, que se paraliza varios años. 

 

Renace la idea original (2005): Tras barajar convertir una parte en oficinas municipales, el Gobierno local retoma el proyecto original, defendido por 15.000 firmas. Acabarlo costaría 33 millones y se han gastado ya 7,8. Falta obra civil, mobiliario e instalaciones. 

 

NC retoma el proyecto (2007): Después de cinco años sin avances en los que el inmueble se convirtió en una ruina abandonada y sucia, de nuevo Santiago relanza la obra y licita otra fase de 3,5 millones para arreglar los desperfectos y colmatar la cubierta. 

 

Tercer tajo y recortes (2009): Regresan los trabajos al Palacio con una tercera fase, adjudicada por 3,3 millones. El Consistorio denuncia que el Gobierno canario ha borrado la obra de sus presupuesto después de aportar 3 de los 9 millones comprometidos. 

 

Un concurso de ideas (2012): Otro cambio de Gobierno en 2011 frena el proyecto. El cine cerró un año antes. PP, Ciuca y ahora CC anuncian un concurso internacional de ideas para decidir el futuro uso y luego un referéndum para elegir la mejor opción. No se hizo. 

 

NC promete el acabado (2015): La actual alcaldesa, Carmen Hernández (NC), promete en campaña terminar las obras si su partido gobierna. Abierta una negociación con la concesionaria del cine, que no ha llegado a buen puerto. La obra sigue deteriorándose. 

 

Fuente: Canarias7 / Texto: Jesús Quesada.

 

Comentarios

  • Alvaro
    24/05/2017 - 13:03

    e creía que iba a pasar a la historia del Telde por construir este mamotreto que no sirve para nada.Emulando al gran faraón Ramsés II por los templos de Abu Simbel o el templo de Karnak.Vergüenza le debería de dar cuando pasea por Telde y ve el legado que ha dejado.

    1
    0
  • Ernesto rodriguez
    23/05/2017 - 09:39

    Cuando se empezó esta obra, recuerdo una conversación con un empleado municipal , que llevaba temas en el palacio de la cultura, y comentaba, que traían obras y espectaculos varios, con entrada libre , y que no eran obras grandiosas, pero que no eran malas y no venía nadie, que quien demonios iba a ir a un teatro faraónico a ver operas y demas pagando. Auguró un desastre , que se ha cumplido. La obra de un megalomano, que ha costado y costara millones de euros que saldrán de los bolsillos de los quemados ciudadanos de esta ciudad. Que malos tuvimos que ser para pagar estos pecados.

    4
    0
  • jose
    22/05/2017 - 12:43

    Yo para empezar, llamaría un auditorio fantasma. Tanto dinero gastado y no se ha visto nada en el día de hoy. Una vez más Telde sin cultura. Deberían crear un Telde unido y dejar ya de hacer obras tras obras para hacernos creer que lo hacen por el pueblo. Lleven a Telde muy lejos , creando empleo y nuevos negocios de emprendedores. Mu has tiendas de ropa y cafeterías pero poca zona de ocio en donde es lo que debe aver en un municipio tan grande como Telde . Telde unidos

    1
    2
  • Sin límites
    22/05/2017 - 12:40

    En hechos como estos se demuestra la megalomanía de la que adolecen aquellos que llegan a la política sin preparación alguna y con ínfulas de señorito andaluz, dejando ver por donde pasa, como decía el otro, "la calle es mía". Esas actitudes son muy peligrosas y prueba de ello es cómo nos va a los pobrecitos ciudadanos de Telde, donde para lo único que nos tienen en cuenta es para pagar impuestos día sí, día también, total para no ver resultados por ningún lado. De tal palo, tal astilla o de aquellos polvos, estos lodos.

    10
    0
  • Desmoralizado
    22/05/2017 - 12:16

    Con esto concluyo. Lo políticos que más daño han hecho a Telde y sus ciudadanos, de forma reiterada, son los que luego siguen siendo premiados una y otra vez en las elecciones. ¿Cómo se explica esto? Lo que pasa en Telde es un caso de Estudio de Psicología Social profundo, y no estoy ironizando, lo digo muy en serio. Parece que en Telde se sufre de forma colectiva algún tipo de Síndrome de Estocolmo, el que da nombre cuando unas víctimas secuestradas desarrollan sentimientos de unión y apoyo hacia sus captores, a pesar de que éstos están poniendo en peligro sus vidas. Pues algo así parece que pasa en Telde con la sociedad, no son analistas y son muy transigentes con los políticos que les engañan y hacen daño. Dicho esto, una ya no sabe si enfadarse con éstos políticos que nos hunden y traen miseria, o si por el contrario enamorarnos platónicamente de ellos, y seguir odiando y peleándonos con los vecinos que están igual que nosotros sufriendo. Y la cuenta sigue, ahora aparecen Eugenio, Juan Francisco Artiles, Álvaro Monzón, etc. a cargarse el desarrollo económico de Telde, a cargarse el PGO y las inversiones, por pura envidia, con mentiras, y la gente sigue erre que erre,apoyándolos

    3
    1
  • Desmoralizado
    22/05/2017 - 12:06

    (continuación)... decía,cuando dio una rueda de prensa en las Casas Consistoriales (la casas del pueblo), que trajo varios niños en sillas de ruedas con Síndrome de Down a dicha rueda de prensa, para vender con populismo que iba a permutar con un gran promotor la Finca de San Rafael para poner un centro de atención a los niños con este síndrome (grandes personas y con un gran corazón estos niños), cuando luego todos sabemos que esa operación lo único que fue, fue un gran urbanístico anulado después por la justicia. Y con esto me va a permitir TA que les haga una crítica: Recientemente ponen una encuesta para que la gente opine de quién es más culpable de lo que pasa con esa propiedad, y ¿no ponen al protagonista de todo eso, a Guillermo Reyes?. Señores de TA, en esa rueda de prensa que dio Reyes siendo Vicealcalde, asumió toda la responsabilidad y protagonismo del anuncio, recuerden que el alcalde no asistió a esa rueda de prensa, ¿pero qué pasa con ustedes?, ¿qué miedo tienen a recordar los hechos que recuerdan la VERDAD si esos actos fueron PÚBLICOS, en rueda de prensa y en las Casas Consistoriales?, ¿por qué no sacan fotos de ese acto y recuerdan cómo sucedió?

    2
    1
  • Desmoralizado
    22/05/2017 - 11:59

    Este tipo de Obras son el sueño de los políticos... Obras Millonarias y con una dilación en el tiempo de ejecución de décadas, para que nadie pueda tener control y auditoría de lo que se hace cada vez que me "entierra" millones de dinero público ahí. Lamentablemente también hay que decirlo claro, esto es fruto de la gran ignorancia e incultura (muy baja capacidad de comprensión de la información) de la sociedad de Telde, que sigue sufriendo en su entorno, calidad de vida y bolsillos este tipo de atracos políticos al bienestar social, y luego van sus protagonistas diciendo que su ideología es socialista (y no me refiero al PSOE) y la gente de nuevo les vuelve a votar tragando sapos y creyendo todo tipo de mentiras populistas. (¿Se terminan este edificio en este mandado?, ¿Se abren las Escuelas Infantiles?) Esas son algunas de las promesas populistas que hizo la señora alcaldesa actual, ¿lo recuerdan?, ¿se acuerdan de aquellos vídeos publicitarios muy bonitos?, puro marketing y populismo, pero aún así la gente va y se lo cree. Luego con todo lo que hizo una detrás de otra. Luego cuando dio la rueda de prensa que hizo venir a los niños de... (sigue)

    1
    0
  • Eduardo
    22/05/2017 - 10:09

    Con lo que se han gastado ya hubiesemos tenido en estos 20 años un Centro Civico (Carrizal) con plaza en ese mismo lugar, un centro comercial urbano con cines y aparcamientos incluido. Una estación de guaguas en condiciones en un lugar adecuado. Un Juan Ramón Jimenez en Jinamar para fomentar la cultura. Pero que iluso soy.

    2
    0
  • Desidia.
    22/05/2017 - 09:53

    Hasta que las instituciones públicas no funcionen como una empresa privada seguirán en sus desmanes y desidias continuadas ya que no tienen responsabilidad personal ni moral. Es alucinante el estado de esta obra faraónica de la época de las rotondas millonarias. En una empresa privada estarían todos en la calle y con responsabilidad patrimonial pero esto es así y quiénes pagamos somos los contribuyentes.

    1
    0
  • Claudio Rodríguez
    21/05/2017 - 19:41

    El problema es que los anteriores y actuales rectores del municipio no sirven ni para amarrar tomateros. Hablan y hablan del coste de la obra y ni idea del coste de traer orquestas, compañías de teatro, y ya no hablar si son de primera categoría: Berlín, Viena, Cincinnatti, Juan D. Florez, Netrekvo, etc. Quieren codearse con grandes capitales, infulas de mediocres que pagamos con impuestos, y no se enteran del Telde que ha tenido y tiene graves problemas. Dan pánico.

    6
    0
  • sergio
    21/05/2017 - 18:20

    y a pagar q me voy en el fotingo.

    0
    0
  • transportista
    21/05/2017 - 12:23

    Por que no aprovechar el edificio para poner la estación de guaguas en este lugar para que vean que en San Gregorio la cosa cambia y Telde también. Los políticos que lo dejaron a medias derivaran pagarlo si ó si.

    3
    0
  • CANARIO
    21/05/2017 - 12:17

    Señores donde están los políticos que se atrevieron en un gran proyecto que en mi opinión no hacía falta a Telde. Se debe a probar una ley con carácter retroactivo que paguen con todas sus propiedades los fallos de sus trabajos. Pero como se han creado sus leyes para aparentar que son niños pequeños intocables

    9
    0
  • Mar
    21/05/2017 - 11:29

    Hacen falta profesores en los institutos. La ratio alumnos/profesor es elevadisima. Es ahi donde se define nuestro nivel cultural. Sobran eufemismos mastodonticos.

    1
    1
  • Cuanto engañó es la politica
    21/05/2017 - 11:18

    Pues habría que pedirle explicaciones a los que gobernaban en esa época. Lo mismo que con los terrenos que expropiación para obras y ni especificaron ni pagaron a los dueños. Donde está ese dinero? Donde están los responsables? Era nuestro dinero

    8
    0
  • Antonio O.
    21/05/2017 - 11:13

    Obra faraónica, propia de un ególatra y egocéntrico, en su afán de pasar a la Historia de esta centenaria ciudad,como el artífice de convertir a una ciudad con historia en un monumento al cemento y el despropósito urbanístico. Sólo tenemos que hacer retrovisión de la democracia, para valorar lo bueno y lo malo, que, en el aspecto urbanísticos y Gran Ciudad, se ha hecho de la cuarta ciudad del archipiélago. Un inicio prometedor, y, un posterior desarrollo incontrolado que nos ha llevado a la situación actual. 102 Kms. cuadrados dispersos y con costosos enlaces, para hacer de Telde una ciudad confortable.

    4
    0
  • Fefo
    21/05/2017 - 11:06

    Hay debería ir la estación de guaguas pero la decidía política quizás la torpeza en su día privó a los teldenses de tener la estación hay.Y la que tenemos se usa,como aparcamiento de vehículos oficiales y de los vehículos privados de los trabajadores de las anbumbulancia.En fin.

    5
    0

Enviar Comentario

X