30/10/2018 - 12:39

El Cabildo se tiñe de naranja en apoyo a las personas afectadas por daño cerebral adquirido

Cada año 1.000 personas sufren esta dolencia en Gran Canaria

El Cabildo se tiñe de naranja en apoyo a las personas afectadas por daño cerebral adquirido
La fachada de la Casa Palacio del Cabildo, anoche (Foto TA)

TELDEACTUALIDAD

Telde.- El daño cerebral adquirido es un problema de salud pública de primera magnitud por el número de personas afectadas, alrededor de mil cada año en Gran Canaria, por la gran duración de sus consecuencias y la repercusión en la calidad de vida de pacientes y familias, una realidad que la Asociación de Daño Cerebral Adquirido de Gran Canaria ha querido visibilizar pior el Día Nacional del Daño Cerebral Adquirido, conmemoración a la que se ha sumado el Cabildo de Gran Canaria con la iluminación de su fachada de color naranja.

Los afectados y las familias reclaman apoyo para ellos y para las personas cuidadoras, que se visibilice la dramática situación derivada de la dolencia, promover su inclusión social y laboral y el fomento de la investigación sanitaria, sociosanitaria y socioeconómica y la importancia de la intervención temprana y continuada, según señaló la presidenta de la Asociación, Susana Gyorko.

El daño cerebral adquirido es una lesión repentina en el cerebro que aparece de forma brusca y deja un conjunto variado de secuelas y que afecta de manera inesperada a la trayectoria vital de las personas afectadas con alteraciones muy diversas y complejas a nivel motórico, sensorial, cognitivo,  emocional y funcional que inciden muy seriamente en la autonomía del afectado.

Para facilitar el descanso de las familias con personas dependientes a su cargo el Cabildo cuenta con los programas de respiro familiar, recordó la consejera de Política Social y Accesibilidad, Carmen Luz Vargas. “Para dar mayor alivio a las familias vamos a incrementar las plazas para esos programas con el nuevo Plan de Infraestructuras Sociosanitarias”, agregó.

La principal causa es el ictus, seguida de los traumatismos craneoencefálicos y a gran distancia la encefalopatía hipóxica, las anoxias, los tumores cerebrales o las infecciones. Los ictus, también llamados accidentes cerebro-vasculares, se producen por la interrupción repentina del flujo sanguíneo en una zona del cerebro. El 44 por ciento de las personas que sobreviven a un ictus desarrollan discapacidad grave.

Canarias registra anualmente 3.500 casos de ictus, principal causa del daño cerebral adquirido, entre 2010 y 2012 se han producido 8.088 altas hospitalarias por ictus y 430 por traumatismo cráneo encefálico, y en 2012 2.438 personas con esta dolencia 
acudieron a los servicios de valoración de discapacidad.

La Asociación de Daño Cerebral Adquirido de Gran Canaria ADACEA-GC reúne a las personas afectadas, sus familiares y los profesionales para ir de la mano en la mejora de su calidad de vida, para fomentar su inclusión social y laboral, defender sus intereses e reclamar investigación y el fomento de la prevención. 

Trabaja para fomentar la máxima autonomía posible de las personas afectadas que les permita su participación plena en la sociedad, garantizando su inclusión e integración social, teniendo en cuenta la perspectiva de género y fomentando la intergeneracionalidad.

 

Enviar Comentario

X