24/05/2020 - 11:50

Cienciología en Canarias

Jaime Rubio

Jaime Rubio

No solo la famosa escritora inglesa, Agatha Christie, estaba enamorada de Gran Canaria. No, ha habido otros escritores y artistas extranjeros que se quedaron extasiados con la belleza de nuestra isla. Entre ellos destacamos hoy a Roland L. Hubbard, escritor de ciencia-ficción, cineasta, y millonario norteamericano. En 1954 Mr. Hubbard fundó en Los Ángeles, la Iglesia de la Cienciología, muy popular entre los artistas de Hollywood.

 

Pues bien, en 1963, Roland realizó un primer contacto con Canarias, visitando Tenerife, donde tuvo un accidente de moto, y Gran Canaria. Esta última isla le impresionó tanto que volvió en su yate Apolo en 1965 y tomó varias habitaciones en el hotel Las Carabelas, en Las Canteras, para pasar casi un mes. Mr. Hubbard siguió viniendo a Gran Canaria hasta principios de los años 70 del pasado siglo, visitando Telde, donde quedó impresionado por sus famosas naranjas, tan alabadas por los escritores ingleses, Tejeda, Maspalomas y la costa norte de la isla, por la que sentía una especial predilección. En sus escritos definió Gran Canaria como Island of beautiful sights, es decir, isla de hermosos paisajes.

 

Además,, encargó a su Iglesia, confeccionar un calendario ilustrado con un juego de fotos hechas por el mismo, en blanco y negro, de nuestra isla. Es más, se planteó seriamente implantar en Las Palmas la sede de Cienciología para Europa y África. Incluso adquirió en el Puerto de La Luz y de Las Palmas, un viejo carguero inglés que los astilleros de Blandy transformarían en otro de sus barcos, el Avon River.

 

Sin embargo, el régimen franquista no veía con buenos ojos la presencia de los barcos de Cienciología en las costas españolas y empezaron a lanzar bulos: que si en esos barcos se montaban unas orgías tremendas, que si eran una tapadera de la CIA para conspirar contra Franco. El montaje de acoso y derribo fue tan grande que le acusaron de estar detrás del asesinato de Carrero Blanco. Esto dio lugar a un juicio que duró diez largos años, Al final se demostró que todo no eran más que una serie de mentiras y patrañas para desprestigiar a una Iglesia no católica.

 

Hoy Cienciología está reconocida como Iglesia, no secta, por el Estado español.

 

Jaime Rubio Rosales es profesor y periodista.

 

Comentarios

  • Braulio Vargas Núñez
    28/05/2020 - 18:28

    Que interesante este artículo y la relación del señor L. Ronald Hubbard, fundador de la Iglesia de Scientology con las maravillosas Islas Canarias. Indudablemente la Paz entre los seres humanos se alcanzará cuando podamos ver, en cada uno de nosotros nuestra dignidad humana, y respetar nuestro derecho a la libertad de pensamiento, de creencia y de religión. Art. 18. Declaración Universal de DDHH.

    1
    0
  • Mónica Murcia
    28/05/2020 - 17:08

    Escepcional escrito Jaime. L.Ronald Hubbard es mi escritor favorito. Recomiendo todos sus libros para la lectura de todos los públicos. Sobre todo para el que esté en la búsqueda de la verdad y del mejoramiento espiritual. Gracias por tu escrito.

    1
    0
  • Conchi Peña
    28/05/2020 - 15:36

    Es buenísimo este artículo.. Los Españoles hubiéramos sido muy.. Muy afortunados si este barco y L. Ronald Hubbard hubiera establecido en estas islas su base.

    1
    0
  • Gabriel Carrión
    28/05/2020 - 13:32

    He leído con atención su amable escrito, y me gustaría tan sólo aportar un pequeño dato, el nombre del fundador era Lafayette Ronald Hubbard. El pasado 2011 publiqué un libro titulado Scientology la batalla más larga, sobre ellos y cuento precisamente el raro ambiente de la España de la época sobre cienciólogos y otras creencias no católicas. Muy interesante su texto.

    0
    0
  • Luis Carrasco
    28/05/2020 - 13:29

    Si, nuestro fundador (Ronald...Ronald, no Roland XD) estaba enamorado de Canarias. Y un acontecimiento de gran importancia para nosotros los Scientologist, se hizo en las Canarias, que no se cita en el texto. Y no es otro que el nacimiento de la See Org.

    0
    0
  • Paco Falcón
    27/05/2020 - 22:05

    Este es el país en que vivimos. Y no ha cambiado tanto en cuanto a bulos, difamaciones, y teje manejes. Todavía estamos rodeados, sobre todo en las instituciones, de escoria totalitarista y autoritaria que no soportan la democracia.

    7
    0

Enviar Comentario

X