17/11/2019 - 11:11

¡Feliz aniversario Berlín!

José Francisco Fernández

José Francisco Fernández

El día 9 de noviembre de 1989 cayó definitivamente el Muro de Berlín y con él, una gran parte de las utopías de un sistema que ha masacrado a los pueblos, silenciado el pensamiento y eliminado la democracia allá donde ha intentado enraizarse. Y lo peor para los que defendían, y aún defienden esa teoría política, es que el sistema, trágicamente representado en aquel muro, se cayó el solito, únicamente hubo que darle un ligero soplo para que los escombros pudieran hoy venderse como recuerdos nostálgicos de un pasado sin futuro, que ni fue ni podía serlo.

 

Soy consciente de que no es fácil reconocerlo aún para muchos desencantados, a pesar de la clamorosa evidencia que muestra el paso de los años.

 

Muchos recuerdan aún aquel memorable discurso de Ronald Reagan, por entonces presidente de los Estados Unidos de América, frente a la Puerta de Brandemburgo en el año 1987, y en especial el párrafo en el que exhortaba al Premier Soviético a dar una prueba de su perestroika y su glasnot: “Secretario General Gorbachov, si usted busca la paz, si usted busca la prosperidad para la Unión Soviética y Europa Oriental, si usted busca la liberalización: ¡Venga a este muro! ¡Señor Gorbachov, abra esta puerta! ¡Señor Gorbachov, haga caer este muro!”.

 

Bastantes periodistas y políticos afearon las palabras de Ronald Reagan, tachándolo de zafio, torpe, cretino y de ser como el matón de las películas del oeste. Aún mucha gente tiene esa imagen distorsionada del que tal vez fuera uno de los mejores presidentes de USA e incluso muchos comunicadores hacen creer a su público que una persona con esas características puede llegar a ser el presidente del país más poderoso de la tierra, con más de 360 millones de habitantes. Y a pesar de que la firmeza, coherencia y oportunidad de ese discurso, junto con otras acciones, hoy no pueda ponerse en tela de juicio que fue decisivo para la caída del Muro de Berlín y del comunismo que lo sustentaba, siguen con contumacia sin querer rectificar su desmemoria histórica, que en estos casos ya se sabe que es muy selectiva.

 

como un canto a la celebérrima laboriosidad alemana y a su espíritu de superación, sobre todo el de las gentes que quedaron en la RFA antes de que la reunificación con los restos de la RDA hiciera bajar la media aritmética de la productividad germánica, también Ronald Reagan dijo: “De la devastación, de la ruina misma, vosotros los berlineses habéis reconstruido, en libertad, una ciudad que, una vez más, se cuenta entre las más grandes de la Tierra. Puede que los soviéticos tuvieran otros planes. Pero, amigos míos, hay algunas cosas con las que los soviéticos no contaron: Berliner Herz, Berliner Humor, ja, und Berliner Schnauze. [Un corazón berlinés, un humor berlinés y, sí, un Schauze berlinés]”.

 

La fecha del 9 de noviembre de 1989, sin la menor duda, está grabada con letras de oro en las páginas del libro de honor de las libertades y de la Carta Internacional de Derechos Humanos, consagrados en la ONU por los siglos de los siglos aquel ya lejano 10 de diciembre de 1948, por cierto de la mano de una mujer estadounidense, la Sra. Eleanor Roosevelt. Muchos muros quedan aún por caer, hasta España tiene los suyos en Ceuta y en Melilla, pero tal vez los peores y más tiránicos sean los construídos para no dejar salir a las personas de los llamadas paraísos socialistas. Por todo ello, en este aniversario sólo queda brindar diciendo: ¡Feliz aniversario Berlín! ¡Que el mundo siga tu ejemplo!

 

José Francisco Fernández Belda es ingeniero industrial y graduado social.

 

Comentarios

  • Ray Moreno
    22/11/2019 - 00:42

    Desigualdad y pobreza no es lo mismo. Ejemplo de ello es China. Año 1978 al entrar a gobernar Deng Xiaoping creó zonas de libre comercio y capitalismo sin intervención estatal y se redujo la pobreza a menos de la mitad de la que había con el régimen de Mao. Aprendieron la lección a tiempo (no como la URSS) y hoy es lo que es a nivel económico mundial.

    0
    0
  • Ray Moreno
    22/11/2019 - 00:38

    Revise sus fuentes. El capitalismo ha sido el modelo por el que a día de hoy se ha reducido la pobreza de cerca del 85% de la población hace escasos 100 años a índices del 10% mundial en la actualidad. El mercantilismo y los monopolios son producto de la intervención de los gobiernos de turno sobre la economía. Algo que el comunismo conoce de primera mano.

    0
    0
  • Vicente Artiles
    21/11/2019 - 19:31

    En los países capitalista gobierna Don Capital que quita y pone mandatarios El Capitalismo ha traído la mayor desigualdad de la historia, entre ricos y pobres. Dirigen revueltas multitudinarias y montan golpes de estado aĺlí donde peligren sus intereses económicos. El poder de don dinero es el sueño americano.

    0
    0
  • Vicente Artiles
    21/11/2019 - 11:14

    El Capitalismo es la panacea. El poder y las instituciones deben estar en manos de las grandes fortunas y multinacionales que quitan y ponen gobiernos. Nada importa que el Capitalismo haya traído la mayor desigualdad de la historia pues que los ricos sean cada vez más ricos, aunque los pobres, trabajando no lleguen a final de mes. Por ejemplo : el petróleo de Venezuela se lo han vevido los pobres

    0
    0
  • Ray Moreno
    18/11/2019 - 01:07

    Comunismo. Régimen totalitario que levanta muros para evitar que salgan sus ciudadanos. Aún hoy un sistema justificado y defendido. Algo ilógico que la historia a demostrado que es inviable como modelo de estado. ¿Sus mayores defensores? Comunistas que viven en países capitalistas con propiedad privada y teléfono de última generación.

    0
    4

Enviar Comentario

X