07/03/2018 - 21:04

Porque voy a la huelga del 8 de marzo

Nieves Rodríguez

Nieves Rodríguez

Por si alguien aún a estas alturas no lo sabe el 8 de marzo se va a llevar a cabo una huelga internacional de mujeres. Convocada por más de 170 países, sobran las razones para hacerla.

 

Su objetivo no es otro que movilizar a la mitad de la población para hacer patente no sólo el trabajo de la mujer, el visible y el invisible, sino también la desigualdad reinante en todos los niveles sociales. No sólo es cuestión de brecha salarial, ni del techo de cristal que soportan las mujeres por razón de su sexo: su ausencia en todos los puestos de poder o de máxima representación sigue siendo mayoritaria como se ha conocido recientemente en Canarias, donde no hay ni se ha propuesto a ninguna representación femenina para para formar parte del Consejo Consultivo, el Diputado del Común o la Audiencia de Cuentas en Canaria.

 

Mientras que en el campo educativo son las mujeres las que han tomado la delantera, incrementando el número no sólo de estudiantes universitarios sino de niveles de éxito, esto no se refleja en la sociedad ni ha supuesto una equiparación salarial, sino todo lo contrario. La brecha salarial entre hombres y mujeres según los datos del INE es un 21%. La distribución de roles tradicionales en la sociedad sigue penalizando a la mujer: son las ellas quienes realizan el 70% de las tareas doméstica y las encargadas mayoritariamente del cuidado de los hijos y los enfermos.

 

La desigualdad de género incide directamente en la violencia ejercida sobre las mujeres: según el Instituto de la Mujer, cada hora y 20 minutos se produce un caso de abusos, acoso y agresiones de índole sexual. ¿No hay razones suficientes?

 

Sobran las razones para que todas las mujeres hagamos un frente común y denunciemos con esta huelga la necesidad de revisar el modelo de sociedad patriarcal en que vivimos. Sólo la lucha de las mujeres hará posible el cambio. Nadie lo hará por nosotras, somos nosotras quienes debemos empujar el cambio que beneficiará a ambos sexos.

Sindicatos, colectivos feministas y distintas agrupaciones llaman a esta huelga justa y necesaria. Por todas las que no podrán hacerla, por las silenciadas, por las que ni siquiera son conscientes de esta necesidad, me sumo a esta huelga internacional de mujeres el ocho de marzo.

 

Nieves Rodríguez Rivera es profesora de Lengua y Literatura.

 

Comentarios

  • Carmen
    15/03/2018 - 08:51

    Bueno...Me quedo sin palabras ante comentarios tan machistas, pero voy a intentar responder. Lo primero que debería usted saber es que hay un derecho natural, como es la igualdad entre hombres y mujeres, que se vulnera diariamente en detrimento de la mujer. Precisamente por eso fuimos a la huelga, porque no se cumple ese derecho. Ni Constitución ni nada: concienciación y reconocimiento, acabar con tanta lacra machista como hay en nuestra sociedad, en pleno siglo XXI. Y aunque el número de mujeres muertas a manos de un hombre es abrumador, la violencia machista no implica solamente el asesinato. Ser mujer significa soportar violencia a diario, con comentarios despectivos, piropos inadecuados, abusos y manipulaciones por el simple hecho de ser percibida como un ser de segunda, por vivir en una sociedad de machistas como usted. Veo a diario, por mi trabajo (soy profesora) que los resultados académicos mejores los obtienen las mujeres: son más responsables, sacan notas más altas y tiene más interés. ¿Por qué no llegan las mujeres, entonces, a puestos directivos, estando mucho más preparadas académicamente que los hombres? Por el machismo, que nos aparta, pisotea e infravalora.

    2
    0
  • Paco Falcón
    09/03/2018 - 15:26

    Esta usted, "Por que no voy a la huelga", perfectamente DESINFORMADO. (copio y pego) La brecha salarial entre hombres y mujeres en España no sólo existe sino que además crece. Según los técnicos de Hacienda, en sólo un año, la diferencia ha subido casi medio punto porcentual más que en el ejercicio anterior. Según el informe (Gestha), las mujeres en España cobran un 30% menos que los hombres, lo que supone una diferencia salarial que alcanza los 4.745 euros, casi medio punto porcentual más que hace un año, y serían necesarias casi siete décadas para acabar con la brecha salarial. Hay más mujeres que hombres que no alcanzan los 1.000 euros de salario al mes y la brecha se hace más evidente a partir de los 16.000 euros de salario, de forma que el número de mujeres con ingresos entre los 50.000 y los 80.000 euros es la mitad que el de hombres (o sea: techo de cristal). Si niega la mayor, su discurso no vale el papel donde lo escribe.

    8
    17
  • Por que no voy a la huelga
    08/03/2018 - 09:49

    Señora Nieves, le voy a explicar por que no voy a la huelga, dejando claro que por supuesto, apoyo todas las mejoras posibles tanto para hombres como para mujeres, pero no estoy de acuerdo con su planteamiento en absoluto, veamos, en este país la igualdad entre los sexos esta garantizada por la Constitución y en caso de que cualquier empresa lo vulnera se puede acudir a los tribunales, el mito de la brecha salarial es una falacia, trabajo con mucha mujeres y a lo largo de mi dilatada vida laboral, jamas he visto a una mujer con la misma categoría que un hombre que cobre menos, si se diera algún caso, siempre se puede denunciar en la inspección de trabajo; hoy en día la mujer tiene pleno acceso a la educación y a cualquier puesto de trabajo, cualquier mujer puede arriesgarse, como lo hacen los hombres y montar una empresa, que quieren montar un periódico solo de mujeres, háganlo, arriesguen, que quieren montar una empresa solo de mujeres, perfecto, arriesguen el capital y compitan en el mercado, pero no sigan contándonos que la mujer no llega a cargos directivos por que se la margina, hoy en día hay mucha más mujeres que hombres cursando estudios universitarios ¿ por que no llegan a

    24
    16

Enviar Comentario

X