11/04/2018 - 16:46

Preocupación por la proliferación de la Cortaderia, planta que crece en Bocabarranco 

El Gobierno canario pide su inclusión como especie exótica invasora en el Archipiélago

Preocupación por la proliferación de la Cortaderia, planta que crece en Bocabarranco 
Imagen de la Cortaderia selloana (Foto TA)

TELDEACTUALIDAD
Telde.- La Consejería de Política Territorial, Sostenibilidad y Seguridad del Gobierno de Canarias ha solicitado al Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente que se amplíe a Canarias la consideración del género Cortaderia, una planta herbácea que entre otras localizaciones crece en Telde, en la zona de Bocabarranco, como especie exótica invasora.
 
Se trata de una planta que se ha extendido notablemente en los últimos años en el Archipiélago y que se conoce popularmente como plumacho o plumero.
 
Crece especialmente en zonas del norte de Tenerife, y en el Paisaje Protegido de Campeches, Tigaiga y Ruiz, situado en el valle de La Orotava; así como en algunas localidades del sur de la Isla. También se han detectado especies en Gran Canaria, donde puede verse claramente asilvestrada en al menos tres puntos de la Isla, como Bocabarranco, en el municipio de Telde, y en los barrancos de la Tabaquera y del Cañizo, en San Bartolomé de Tirajana.

 

“El catálogo nacional sí incluye las especies de plumachos como especie invasora en el resto de comunidades autónomas”, explica la directora general de Protección de la Naturaleza, Susa Armas, por lo que “la Consejería ha solicitado formalmente al Ministerio que esta consideración se amplíe a Canarias”.
 
Susa Armas recuerda que la revocación del anexo II del derogado Real Decreto 1628/2011, de 14 de noviembre, donde se regulaba el listado y catálogo español de especies exóticas invasoras, provocó que esta especie se quedara sin marco legal específico en Canarias para llevar a cabo su control o erradicación.
 
“A pesar de que en los últimos años se han realizado actuaciones para la eliminación de las especies de este género en diversos núcleos del Archipiélago, bajo el amparo de normativas de biodiversidad y de los instrumentos de gestión de los que disponen los Espacios Naturales Protegidos, actualmente no existe respaldo jurídico para frenar su comercialización en las Islas, ni tampoco para eliminar los ejemplares que se encuentran en jardines, parques y fincas privadas, y que funcionan como focos dispersores”, alerta la directora general.
 
Por otro lado, Susa Armas detalla que representantes de la Dirección General de Protección de la Naturaleza acudieron el pasado mes de febrero a la reunión del grupo de trabajo permanente del Ministerio, donde se debatió sobre la Estrategia de gestión, control y posible erradicación del plumero de la Pampa y otras especies de Cortaderia, a la que Canarias pretende acogerse cuando se emita una resolución definitiva sobre la catalogación de esta especie.
 
Problemática mundial
Esta especie está clasificada como invasora en Estados Unidos, Sudáfrica, Australia, Italia, Francia, Gran Bretaña, Portugal y España, invadiendo igualmente ambientes tanto de bajo como de alto valor ecológico.
 
En España, la situación más grave se encuentra en la cornisa cantábrica, donde está muy extendida, y en Canarias, donde invade espacios naturales compitiendo con la flora autóctona, por lo que en estas zonas su control se convierte en un objetivo prioritario.
 
Una vez establecida es difícil de erradicar, aunque debe ser eliminada lo antes posible de los espacios naturales y, en general, de cualquier lugar donde se encuentre naturalizada. La eliminación manual de las plantas debe realizarse por cuadrillas de operarios, debidamente protegidos en las manos, cara y ojos, ya que las hojas son muy cortantes.

 

Comentarios

  • Telde
    11/04/2018 - 16:57

    Normal que se haya convertido en una plaga. Piden subvenciones para erradicarla pero solo les quitan las flores, por lo cual, se sigue proliferando. Ahí se van miles de euros, por no arrancarlas en su momento, antes de florecer.

    1
    0

Enviar Comentario

X