25/02/2017 - 09:51

Las fragatas portuguesas 'atracan' de nuevo en la costa de Telde

Avistados numerosos ejemplares de la falsa medusa en el extremo sur de la playa de Ojos de Garza

Las fragatas portuguesas 'atracan' de nuevo en la costa de Telde
Imágenes captadas hoy en la playa de Ojos de Garza (Foto TA)

TELDEACTUALIDAD

Telde.- Las medusas vuelven a hacer acto de presencia en aguas de la playa de Ojos de Garza, donde han sido avistados numerosos ejemplares en las últimas horas en las cercanías de la desembocadura del Barranco del Draguillo y sus tributarios en la zona conocida como El Canal. TA ofrece reportaje gráfico.

 

Se trata de la especie Physalia physalis, nombre científico de la denominada carabela o fragata portuguesa. Una falsa medusa que en los últimas semanas, tal y como adelantó TELDEACTUALIDAD, irrumpio de forma masiva en la costa de Telde y en el litoral este de Gran Canaria.

 

Pese a su aparente similitud con la medusa, se trata de un organismo gelatinoso y de tipo colonial, que cuenta con numerosos tentáculos provistos de cápsulas urticantes que liberan un veneno mucho más tóxico y que puede paralizar a un pez grande y afectar seriamente al ser humano con dolores muy intensos e incluso provocarle la muerte.

 

Los científicos alertan de que no se debe tocar a esta falsa medusa "bajo ningún concepto, aunque parezca que está muerta en la arena", ya que este organismo gelatinoso "es mortal en la medida que puede ser mortal la picadura de una abeja cuando se es alérgico a su veneno". En general provoca picaduras "más extensas" que las medusas, y aconseja que "salvo que se trate de un escozor o picor, si el bañista siente mareos o se siente mal se dirija inmediatamente a un centro hospitalario", pues en el ser humano, el veneno de la carabela portuguesa puede tener consecuencias "neurotóxicas, citotóxicas y cardiotóxicas".

 

Con aspecto de medusa, "la carabela es en realidad un organismo colonial cuyos individuos se especializan para mantener viva la colonia", describe el especialista. "Una agrupación de hidroides que se dividen el trabajo", señala. Desde "el neumatóforo, que es la parte de flota o vela, los gastrozoides encargados de la digestión, los dactilozoides que detectan, defiende y captura a las presas, hasta los gonozoides, que se ocupan de la reproducción".

 

 

Enviar Comentario