Ampliación: La mancha de fuel toca la costa de Jinámar y el Cabildo ordena el cierre preventivo de las playas de la la capital y de Telde

La medida afectará por ahora a la jornada de este domingo

Ampliación: La mancha de fuel toca la costa de Jinámar y el Cabildo ordena el cierre preventivo de las playas de la la capital y de Telde
Personal procedió este sábado por la noche al balizamiento de las playas y colocación de carteles (Foto TA)

TELDEACTUALIDAD

Telde.- El Cabildo de Gran Canaria ha actualizado su declaración de emergencia por el vertido de gasoil al mar desde el muelle Nelson Mandela esta tarde y como medida preventiva ha ordenado el cierre  preventivo al baño de las playas de la capital y de Telde durante la jornada de este domingo, tras alcanzar la mancha al sector de Jinámar, confirmándose así lo avanzado por TELDEACTUALIDAD.

 

La medida de cierre preventivo  abarca a todas las calas de baño situadas entre San Cristóbal y la Península de Gando, mientras se evapora la mancha, y se aplicará sólo la jornada de este domingo.

 

El Ayuntamiento de Telde ha activado los dispositivos preceptivos para ejecutar la medida adoptada por la Institución insular, con la coordinación de varios de los departamentos municipales. Así, al filo de las 21.00 horas, personal del Consistorio ha procedido al balizamiento y colocación de vallas en los accesos a las playas locales, además de carteles avisando de su cierre.

 

Comunicado del Ayuntamiento de Telde

El baño en la totalidad de las playas del municipio de Telde, así como las actividades náutico-deportivas, queda prohibidos hasta nuevo aviso como medida de precaución en toda la zona de influencia de la mancha de gasoil provocada por el accidente de un ferri en la tarde de este viernes en uno de los muelles del Puerto de la Luz, en Las Palmas de Gran Canaria.

 

La extensión de la mancha abarca 12 kilómetros de largo y 3 de ancho, afectando a una superficie de 10 kilómetros cuadrados. Se trata de una película muy fina, discontinua, que no permite su recogida, sino maniobras de dispersión para favorecer su evaporación. La previsión es que el vertido, que ha tocado tierra en la zona de Bocabarranco, tenga una zona total de influencia entre San Cristóbal, en la capital, y El Roque de Gando, y que no supere las 24 horas, no viéndose afectado el suministro de agua potable.

 

A pesar de que el vertido tiene un bajo riesgo potencial para la salud, la decisión del Cabildo de Gran Canaria, responsable de coordinar el Plan de Emergencias, es la de prohibir el baño y las actividades naútico-deportivas en toda la zona de influencia. El Ayuntamiento de Telde ha activado los dispositivos preceptivos para ejecutar la medida adoptada por la Institución insular, con la coordinación de varios de los departamentos municipales.

 

La previsión de que la mancha, “deshilachada y no uniforme”, se evapore en su totalidad durante las próximas horas responde a la volatilidad del combustible, compuesto de gasoil y no de fuel, por lo que se ha formado una capa de un milímetro de espesor, según informaron las autoridades presentes en la reunión de coordinación para el seguimiento del vertido, conformada por el presidente del Gobierno de Canarias, Fernando Clavijo; el presidente del Cabildo de Gran Canaria, Antonio Morales; la delegada del Gobierno, Mercedes Roldós; el alcalde de Las Palmas de Gran Canaria, Augusto Hidalgo, y la alcaldesa de Telde, Carmen Hernández.

 

En esa misma comparecencia se trasladó que de los cinco conductos afectados por la colisión, solo uno no pudo ser sellado de inmediato, derramándose al mar 63.000 litros de combustible, de los que aproximadamente la mitad fueron retirados del mar mediante cisternas.

 

Evaporación en 15 horas

El vertido de gasóleo que se produjo ayer tras la colisión de un barco de Armas contra el muelle Nelson Mandela estará solventado, según las previsiones, en las próximas 15 horas, según dijo hoy el presidente del Cabildo de Gran Canaria, Antonio Morales.

 

La institución insular es la entidad que se ha hecho cargo de una situación de emergencia que tiene nivel II, de ámbito insular, y su presidente ha precisado que "se trata de un vertido de gasoil, un material volátil, que se extiende a aproximadamente 2,5 millas desde el punto de origen, y por su característica de poco pesado se evaporará en cuestión de horas". 

 

A la vista de la evolución del derrame, el Cabildo ha recomendado la suspensión de las actividades lúdicas y deportivas en la franja marítima inicialmente afectada -Las Palmas de Gran Canaria y Telde- hasta que la situación adversa remita, entre ellas la regata de vela latina canaria que estaba prevista para esta tarde en la capital grancanaria y que finalmente ha sido suspendida.

 

La extensión de mancha abarca 12 kilómetros de largo y 3 de ancho, afectando a una superficie de 10 kilometros cuadrados.  Se trata de una película muy fina, discontinua, que no permite su recogida, sino implementar maniobras de dispersión, para favorecer su evaporación.

 

Se constata que ha tocado ya tierra en la zona de Bocabarranco, en Jinámar, pero se prevé una zona total de influencia entre San Cristóbal y El Roque de Gando que no superará las 24 horas.

 

A pesar de que se trata de un vertido con riesgo potencial para la salud bajo, se ha adoptado la medida preventiva de cerrar al baño las playas comprendidas entre San Cristóbal y las actividades naútico-deportivas en toda la zona de influencia.

 

La Institución recuerda que cualquier persona que aviste restos del vertido cerca de la costa o que afecte a alguna fauna en particular se abstenga a manipularlo y que, en su lugar, avise al 112.

 

Los servicios de emergencias de todas las diferentes administraciones públicas con competencias en este asunto se mantienen vigilantes y cualquier incidencia sobre el vertido será comunicada de las redes sociales del Gobierno canario y el Cabildo de Gran Canaria.

 

La previsión del comportamiento de la mancha de gasoil que se produjo anoche tras la colisión de un barco de la Naviera Armas contra el muelle Nelson Mandela, en el puerto de Las Palmas, es que se evapore entre hoy y mañana.

 

El vertido fue de unos 60.000 litros, pero la mitad pudo ser recogida de forma mecánica. Ahora otro tanto está siendo batido con las hélices de tres barcos de Salvamento Marítimo para propiciar la evaporación de la mancha de un combustible que es ligero y volátil.

 

La mancha se mantiene en la bahía capitalina y poco a poco se ha ido dispersando, de manera que alcanza unos tres kilómetros de largo y 500 metros de ancho, aunque menos de la mitad es combustible y, además, apenas alcanza un grosor de un milímetro.

 

Comentarios

  • jose
    23/04/2017 - 15:16

    Cerraron todo.....hasta el acceso a la arena..no había mancha ninguna en toda la costa...por favor el sol no se niega a nadie....otra cosa es que hubiese petróleo en la playa que no fué el caso.y para ello hubiese habido un protocolo digo ...de sentido común.igual con la pesca en taliarte...sin comentarios.

    1
    2
  • Isleño
    23/04/2017 - 08:20

    Al final todos querían derrotar a Soria con el petróleo y resulta que nos viene de otro lado... Así son las cosas... asín son los enigmas políticos.

    8
    1
  • pacomiguel
    23/04/2017 - 05:50

    ¿No decía la delegada del gobierno de España del PP y el presidente del gobierno de Canarias que no era nada más que una mancha de 3mm de grosor y muy volátil que en 24 horas se evaporaría? A ver si va a ser igual que el chapapote y por sus optimismo nos van a destrozar la costa de Gran Canaria durante años

    2
    0
  • Juan
    22/04/2017 - 23:44

    Así lo creo que vayan a vallar toda la pñaya, la bandera roja y un cartel tienen hombre

    2
    0

Enviar Comentario